sábado, 19 de octubre de 2013

EL PELIGRO DE LAS FOTOS DE LOS ADOLESCENTES EN LAS REDES SOCIALES

El cómo se comparte y dónde se comparte hoy en día las imágenes, puede traer más problemas que ratos de risas. Las fotos llegan a cientos de miles de personas, millones de personas, no solo a los que tú has elegido como amigos sino a todos los que tus amigos retuitean o recomiendan.

¿Qué debemos hacer los padres, maestros y personas de influencia en los jóvenes?
  • Educar en valores, con paciencia, hablando mucho con ellos, razonando, transmitiéndoles dónde reside el valor de las personas.
  • Reforzar mucho otro tipo de conductas, como su esfuerzo con los deberes, la calidad en las relaciones de amistad, ser benevolentes, que se comporten y obedezcan. Hay que decirles que eso es lo que esperamos de ellos, no que estén guapos y atractivos.
  • Controlar y poner límites. Igual que ponemos horarios de llegada, prohibimos el alcohol a los menores de edad o les pedimos que se esfuercen y cumplan con sus obligaciones, también tenemos que poner límites y controlar las imágenes que suben. Si tus hijos son adolescentes, pacta con ellos el que te muestren las fotos antes de subirlas a la red. Y si no acceden, diles que controlarás el material por otros medios. No se trata de violar su intimidad, se trata de proteger a nuestros hijos ante los que se esconden buscando pornografía infantil y juvenil, y educar en valores. Ellos igual no lo entienden. No te preocupes, haz lo que tengas que hacer.
  • Pídeles que pregunten y pidan permiso a sus amigos antes de subir una foto de ellos. Igual a alguno de sus amigos no le hace gracia estar colgado en el ciberespacio. Tienen que aprender a salvaguardar la intimidad de los que no desean participar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada